Reflexión. La Santidad como principio del Camino y no como fin, sobre Isaías 35 (NVI). By Fabian Massa.



Profecía de Isaías, sobre la llegada del Mesías a Judea:

1Se alegrarán el desierto y el sequedal;
    se regocijará el desierto
    y florecerá como el azafrán.
2 Florecerá y se regocijará:
    ¡gritará de alegría!
Se le dará la gloria del Líbano,
    y el esplendor del Carmelo y de Sarón.
Ellos verán la gloria del Señor,
    el esplendor de nuestro Dios.

La llegada del Cristo traería nuevas fuerzas a los débiles:

3 Fortalezcan las manos débiles,

    afirmen las rodillas temblorosas;
4 digan a los de corazón temeroso:
    «Sean fuertes, no tengan miedo.
Su Dios vendrá,
    vendrá con venganza;
con retribución divina
    vendrá a salvarlos.»


Anunciaba también un tiempo de milagros y sanidades, todas maravillas que señalan al Mesías:

5 Se abrirán entonces los ojos de los ciegos
    y se destaparán los oídos de los sordos;
6 saltará el cojo como un ciervo,
    y gritará de alegría la lengua del mudo.
Porque aguas brotarán en el desierto,
    y torrentes en el sequedal.
7 La arena ardiente se convertirá en estanque,
    la tierra sedienta en manantiales burbujeantes.
Las guaridas donde se tendían los chacales,
    serán morada de juncos y papiros.


El anuncio del nuevo nacimiento de los creyentes:

8 Habrá allí una calzada
    que será llamada Camino de santidad.
No viajarán por ella los impuros,
    ni transitarán por ella los necios;
    será sólo para los que siguen el camino.



A los que vayan por el Camino, ningún ataque demoníaco los alcanzará:

9 No habrá allí ningún león,
    ni bestia feroz que por él pase;
¡Allí no se les encontrará!
 ¡Por allí pasarán solamente los redimidos!



Solo los nacidos de nuevo podrán entrar el Reino de los Cielos, a la Nueva Jerusalén:

10 Y volverán los rescatados por el Señor,
    y entrarán en Sión con cantos de alegría,
    coronados de una alegría eterna.
Los alcanzarán la alegría y el regocijo,
    y se alejarán la tristeza y el gemido.


El tema de este post es el Camino de Santidad:
No viajarán por ella los impuros, no podrán ingresar aquellos que no hayan experimentado el arrepentimiento.

Ni transitarán por ella los necios; No caminarán por él aquellos que sabiendo cómo hacer lo bueno, insisten en hacer lo malo.

Será sólo para los que siguen el camino. Será solo para los que caminan conforme a la Palabra de Dios, no conforme a sus deseos, o a la tradición o al dogma de su Iglesia, solo en relación a la Palabra.

El Camino del Señor, como todos los demás, tiene un principio. Y claramente la Escritura dice que para entrar es necesario el arrepentimiento de las obras que conducen a la muerte, algo básico y fundamental (Hebreos 6.1). Sin embargo hoy en día se enseña el tema de la santidad como una meta, como algo a alcanzar al final del Camino, haciendo de esto un tema religioso, cuando según la Biblia es el principio. La Semana 70 está por comenzar, no te quedes afuera.

Tesoros de Sabiduría, La Semana 70, Fabian Massa.

Santidad desde el principio.

Comentarios

Entradas populares de este blog

ИССЛЕДОВАНИЕ . Мы живем , потому что Бог вдохнул жизнь в нас. По Фабиан Масса.

Дослідження . Один долар і масонські символи . За Фабіан Масса.

STUDY. El culto a la diosa Asera: ¿Es cosa del pasado o esta vigente? By Fabian Massa