Reflexión. Jesús, maestro de simpleza. By Fabian Massa.

34 Los fariseos se reunieron al oír que Jesús había hecho callar a los saduceos. 35 Uno de ellos, experto en la ley, le tendió una trampa con esta pregunta:
36 —Maestro, ¿cuál es el mandamiento más importante de la ley?
37 —“Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con todo tu ser y con toda tu mente” —le respondió Jesús—. 38 Éste es el primero y el más importante de los mandamientos. 39 El segundo se parece a éste: “Ama a tu prójimo como a ti mismo.” 40 De estos dos mandamientos dependen toda la ley y los profetas. Mateo 22.34 al 37 NVI.

Los religiosos judíos, los “Doctores de la Ley” hacían los comentarios de la Torá, escribiendo listas interminables de normas derivadas de sus interpretaciones, que regían cada instancia en la vida de las personas. Toda una ingeniería de normas, disposiciones, tradiciones y reglas que según el punto de vista de los fariseos (que eran sus discípulos) hacían a la “Santidad”[1] La cantidad de disposiciones de los Escribas era tan grande que hacía imposible su cumplimiento, la complejidad de las disposiciones hacían que los simples del pueblo quedaran excluidos. Era, a todas luces una política religiosa sectaria.
Pero Jesús, al hablar con este “Maestro de la Ley” lo sorprendió por la simpleza y la síntesis de toda la Escritura en solo dos mandamientos:

  •  “Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con todo tu ser y con toda tu mente” 
  • “Ama a tu prójimo como a ti mismo.” 


Simple, quien cumpla con esto cumplirá todo lo que está escrito en la Biblia.

Para aquellos de nosotros que somos maestros, y también para aquellos que no lo son pero por su función tienen la tarea de enseñar, esto es un maravilloso ejemplo: Hagámosle a nuestros dependientes la tarea de aprehender  amena y fácil. Un buen maestro trabaja con simpleza.

La Semana 70 está por comenzar. Centrémonos en el mensaje de Salvación: Cree en el Señor Jesucristo y serás salvo”



[1] La Mishná (‘estudio, repetición’) es un cuerpo exegético de leyes judías compiladas, que recoge y consolida la tradición oral  judía desarrollada durante siglos desde los tiempos de la Torá o ley escrita, y hasta su codificación a manos de Rabí Yehudá Hanasí, hacia finales del siglo II. El corpus iuris llamado Mishná, es la base de la ley judía oral o rabínica, que conjuntamente con la Torá o ley escrita, conforman la halajá. A su vez, la Mishná fue ampliada y comentada durante tres siglos por los sabios de Babilonia —la Guemará—, en tanto la Mishná original y su exégesis o Guemará, recibieron conjuntamente el nombre de Talmud. Un conjunto de Rabinos juntaron la tradición oral en el siglo III lo cual reunió una cantidad de 6 libros (tomos, rollos) y que se fue pasando de generación en generación. http://es.wikipedia.org/wiki/Mishn%C3%A1

Comentarios

Entradas populares de este blog

ИССЛЕДОВАНИЕ . Мы живем , потому что Бог вдохнул жизнь в нас. По Фабиан Масса.

Дослідження . Один долар і масонські символи . За Фабіан Масса.

STUDY. El culto a la diosa Asera: ¿Es cosa del pasado o esta vigente? By Fabian Massa